Pollo con chocolate

Pollo con chocolate

9 Flares 9 Flares ×

A los niños se les hace la boca agua sólo con oír la palabra chocolate. Recordamos que el chocolate es un alimento que, en su justa medida, es beneficioso para la salud, al aportarnos energía y componentes antioxidantes.
Es común encontrarlo en postres y meriendas, pero ¿dónde quedan las famosas perdices al chocolate? Sí, una salsa de chocolate liga perfectamente con la carne de ave. Por eso os vamos a enseñar a hacer unas riquísimas pechugas de pollo al chocolate, más adaptadas al gusto de los niños que la perdiz. ¡Seguro que devoran el plato¡
Ingredientes
4 pechugas de pollo
1 cebolla
30 g. de chocolate negro
1 cucharada de concentrado de tomate
1 vaso de caldo de pollo
100 ml. de leche evaporada
4 cucharadas de aceite
2 cucharadas rasas de harina
1 cucharada azúcar moreno
canela
Preparación
Comenzamos enharinando ligeramente las pechugas de pollo antes de dorarlas en aceite caliente durante 10 minutos. Apartamos.
A continuación, ponemos el caldo de pollo en una cacerola hasta que hierva. Retiramos del fuego y le añadimos el concentrado de tomate. Mezclamos bien y reservamos.
Para hacer la salsa de chocolate, en una sartén sofreímos la cebolla cortada en láminas hasta que esté transparente. Espolvoreamos con el chocolate rallado (estamos atentos de que esté frío para que no se derrita), la canela y el azúcar. Incorporamos el caldo de pollo con el tomate y removemos.
Añadimos las pechugas y dejamos reducir a fuego lento unos 20 minutos. Finalmente, incorporamos la leche evaporada y esperamos a que ligue la salsa dos minutos más antes de servir.
Vía: Cocina ligera

Suscríbete a Recetin

Suscríbete y recibe nuestras noticias en tu email. Además, participa en promociones y sorteos

3 comentarios sobre Pollo con chocolate

  • Amparo

    Alberto a mi hijo le gusta el pollo, le encanta el chocolate negro y me gustaría prepararle esta receta. ¿Puedo sustituir la leche evaporada por otro ingrediente…..nata por ejemplo? o cambiaría el sabor y la textura.

  • http://www.recetin.com Alberto Rubio

    Hola Amparo. Sí, por supuesto. La nata cuando reduce queda más espesa que la leche evaporada, pero el sabor no cambiaría mucho. De todas formas si quieres que sepa más o menos a chocolate puedes jugar con las cantidades que pones de nata. Espero que os guste la receta!

  • Pingback: Más feliz que una... ¡perdiz al chocolate! - Recetín