Árbol de Navidad de cupcakes

Ingredientes

  • Para 6 personas
  • Para la masa
  • 150 gr margarina Tulipán, ablandada
  • 120 gr de harina de trigo
  • 120 gr de harina fina de maíz Maizena
  • 260 gr de azúcar glass
  • Una cucharada de levadura en polvo
  • Una pizca de sal
  • 3 huevos grandes
  • 100 ml de leche
  • 50 ml de agua
  • Una cucharadita de esencia de vainilla
  • Para el glaseado
  • 250 gr de margarina Tulipán
  • 250 gr de azúcar glass, tamizado
  • Una cucharadita de esencia de vainilla
  • Leche, para suavizar
  • Colorante alimentario verde
  • Colorante alimentario rojo
  • Bolitas plateadas y otros adornos comestibles de Navidad
  • Una estrella de plástico o un ángel de decoración para la punta del árbol

No a todos los niños les gustan los pasteles de frutas, pero seguro a que a todos les encanta este precioso árbol de Navidad hecho con cupcakes de Tulipán. Este postre de Navidad es todo un éxito.

Preparación

Ponemos a precalentar el horno a 180 grados. Engrasamos los moldes de las magdalenas y colocamos la margarina Tulipán en un cuenco.

Tamizamos en ese cuenco los ingredientes secos. Añadimos los huevos, la leche, el agua y la esencia de vainilla. Lo batimos todo durante 3 minutos a mano o 1,5 minutos con una batidora eléctrica a baja velocidad. Con la ayuda de una cuchara, rellenamos 18 de los moldes. Horneamos durante 10 o 15 minutos hasta que al pincharlos con un palillo salga limpio.

Para el glaseado

Batimos la margarina Tulipán hasta que veamos que el color se ha aclarado. Añadimos el azúcar glass poco a poco hasta que la masa quede ligera y esponjosa. Añadimos la esencia de vainilla y un poco de leche para conseguir una consistencia suave, y dividimos el glaseado en dos cuencos. Añadimos el colorante alimentario (uno para cubrir 14 cupcakes verdes y otro para cubrir cuatro cupcakes rojos).

Cubrimos los cupcakes con el glaseado del color que corresponda utilizando una manga pastelera o extendiéndolo. Ordénalos para formar un árbol de Navidad. Comenzamos colocando uno verde arriba, debajo otros dos, debajo otros tres y termina con cuatro cupcakes verdes. A continuación, colocamos un cupcake rojo como si fuera la base del árbol. Utilizamos los cupcakes sobrantes para rellenar los huecos conforme se vayan comiendo.

Decoramos los cupcakes verdes con bolitas plateadas y adornos de Navidad y utilizamos la manga con glaseado rojo para dibujar los espumillones. (Puedes hacer una manga pastelera poniendo el glaseado en una bolsita de plástico, presionando todo el contenido hacia una esquina y cortando la punta con unas tijeras)

Por último, colocamos la estrella o el ángel de adorno en la parte superior del árbol.

Recibe las mejores recetas para niños en tu email
No te pierdas nuestras nuevas recetas y recíbelas directamente en tu correo electrónico. ¡Suscríbete a Recetín!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *