Bavarois chocoqueso: sin gluten y directo al frigo

Ingredientes

  • 250 g de queso de untar tipo Philadelphia o mascarpone
  • 200 g de chocolate de cobertura
  • 200 g de nata (35%materia grasa)
  • 1 limón
  • 4 huevos hermosos
  • 60 g de azúcar balnco
  • 1 cucharadita de azúcar vainillado
  • 5 hojas de gelatina
  • Siprope de chocolate o caramelo líquido para el molde (opcional)

Esta exquisitez inspirada en la popular receta francesa no lleva harina, así que es apta para celíacos. La bavarois no necesita horneado, sólo un tiempo para que cuaje, por lo que, si puedes, mejor dejarlo hecho la víspera y evitamos sorpresas. Te recomiendo que cuando te pongas a hacer la cena de Navidad empices por el postre que es lo último que se come, pero lo más engorroso normalmente (aunque te llena de satisfacciones después…).

Preparación:

Separamos las yemas de las claras; en un cuenco amplio blanqueamos las yemas con los 60 g de azúcar y la cucharadita de azúcar vainillado, hasta que queden cremosas (es decir, las batimos con varillas). Montamos la nata, que ha de estar muy fría, pero no congelada (te recomiendo que lo hagas en un recipiente metálico que previamente hayas introducido en el frigo). Monta también las claras también montadas a punto de nieve (añade unas gotitas de limón para que monten mejor). Añadimos la nata montada y las claras a las yemas y mezclamos con movimientos envolventes y la ayuda de una espátula. Dividimos la crema resultante en dos partes.

Disolvemos en agua caliente 3 hojas de gelatina (siguiendo las instrucciones del fabricante). Las escurrimos bien con las manos (apretándolas). En un cuenco ponemos el queso (a temperatura ambiente) y la ralladura de la piel de limón (sólo la parte amarilla). Añadimos 1 hoja gelatina, removemos y mezclamos con una de las dos partes de crema de huevo y nata que teníamos reservada. Mezclamos todo hasta obtener una crema homogénea.

Por otro lado, untamos con mantequiila un molde y ponemos caramelo líquido en el fondo (bien con caramelo, bien con chocolate tipo sirope); vertemos esta crema y lo enfriamos hasta que solidifique un poco.

Ponemos en un recipiente amplio apto para microondas el chocolate en porciones pequeñas (nunca a máxima potencia) y vamos parando y removiendo cada minuto hasta que se derrita (podemos hacerlo también al baño maría, pero es más lento). Una vez fundido, le añadimos las dos hojas de gelatina restantes ablandadas en agua caliente y escurridas; dejamos que se enfríe. Añadimos al resto de la crema reservada y vertemos la crema de chocolate sobre la queso con cudado; dejamos cuajar durante al menos 6 horas (mejor hacerlo la vísera). Desmoldamos y servimos (puedes adornar con un poco de nata montada, unas hojas de menta, unas bolitas de anís….)

Imagen: leplacarddelle

Recibe las mejores recetas para niños en tu email
No te pierdas nuestras nuevas recetas y recíbelas directamente en tu correo electrónico. ¡Suscríbete a Recetín!
Otras recetas interesantes

Un comentario

  1.   Pilar Hernando dijo

    me encanta !!!!1:-)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *