Clafoutis de albaricoques secos

Ingredientes

  • 100 g de harina de trigo
  • 3 Huevos (a ser posible camperos)
  • 200 ml de leche entera
  • 2 cucharadas de mantequilla
  • 1 pellizco de sal
  • 100 g de azúcar
  • 1 sobre de azúcar vainillado
  • 20 Orejones
  • Agua de azahar
  • 3 cucharadas de crema almendras

Hay una gran variedad de adaptaciones de este dulce francés, el clafoutis, que van desde utilizar cerezas rojas (el más típico) hasta otro tipo de frutas como es el caso que nos ocupa. Es este caso usamos orejones, es decir, frutas deshidratadas. El nombre viene de un dialecto de la región de Limousin, “clafir”, que significa rellenar.

Preparación:

1. En un cuenco, ponemos los orejones de albaricoque y los cubrimos de agua; añadimos una cucharadita de agua de azahar y dejamos una media hora para que se hidraten.

2, Mientras batimos los huevos en un cuenco amplio y añadimos un chorrito de agua de azahar, una cucharada de mantequilla a temperatura ambiente y un pellizco de sal.

3. Añadimos poco a poco la harina tamizada (pasada por un colador) y vertemos la leche removiendo, hasta obtener una masa espesa y homogénea tipo masa para crêpes. Incorporamos los azúcares, la crema de almendras y la otra cucharada de mantequilla y removemos bien.

4. Secamos los secamos y los repartimos en un molde para horno o en pequeños moldes individuales. Vertemos la masa encima de los orejones y horneamos a 180ºC durante 30 minutos si lo hacemos en un molde grande; en moldes individuales, reducimos el tiempo de horneado a 10 minutos. Espolvorea con un poco de azúcar glas.

Fuente: canalcocina
Imagen: bambooskewers

Recibe las mejores recetas para niños en tu email
No te pierdas nuestras nuevas recetas y recíbelas directamente en tu correo electrónico. ¡Suscríbete a Recetín!
Otras recetas interesantes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *