Hinojo con mantequilla

El bulbo de hinojo es perfecto para hacer ensaladas. Es crujiente, y con ese característico sabor anisado que tanto nos gusta. Pero hoy os vamos a enseñar a prepararlo cocido y rehogado con un poquito de mantequilla.

Así cocinado es ideal como guarnición. Probadlo con una carne a la plancha o al horno. Tendréis un plato no demasiado calórico y muy completo.

Y atención a las propiedades de esta hortaliza porque tiene un alto contenido en antioxidantes. Además, es rico en vitaminas y en minerales como el potasio y el selenio.

En Italia se consume muchísimo. Se puede tomar crudo (con un chorrito de limón es una delicia), al horno, en guisos, rehogado…

Hinojo con mantequilla
Autor:
Cocina: Italiana
Tipo de receta: Verduras
Raciones: 4
Tiempo de preparación: 
Tiempo de cocinado: 
Tiempo total: 
Ingredientes
  • 2 bulbos de hinojo medianos o 1 y ½ grandes
  • 40 g de mantequilla
  • Queso parmesano rallado
  • Sal
  • Hierbas aromáticas o pimienta recién molida
Preparación
  1. Troceamos los dos bulbos en rodajas.
  2. Calentamos agua en una cacerola y, cuando esté caliente, ponemos en ella el hinojo ya troceado.
  3. Una vez cocido lo sacamos del agua.
  4. Ponemos una nuez de mantequilla en una sartén y rehogamos el hinojo que acabamos de cocer.
  5. Tras unos minutos lo sacamos a una fuente y ponemos queso rallado por encima.
  6. Podemos poner, además, unas hierbas aromáticas en la superficie o un poco de pimienta molida.
  7. ¡Y listo!

Más información – Cómo cocinar la carne de forma sana y ligera


Sé el primero en comentar