Lasaña de carne, espinacas, salmón y piñones, todo sin lactosa

Tal y como os comentamos, queremos compartir con vosotros todas las recetas que pudimos probar en el evento Kaiku al que asistimos, donde Oriole cocinó varias recetas sin lactosa. Hoy le toca a la lasaña de carne, espinacas y un poco de salmón, donde la bechamel es sin lactosa, apta para todos aquellos que seáis intolerantes a la lactosa.

Para la bechamel necesitaremos:
60 gramos de harina, aceite de oliva, un litro de leche entera de Kaiku sin lactosa, un poco de sal y un poco de nuez moscada.

En una cacerola pondremos a calentar la leche, y en un cazo pondremos un chorrito de aceite de oliva. Cuando el aceite esté caliente añadimos la harina y la cocinaremos un rato con el aceite hasta que la harina quede tostada. Cuando la leche empiece a hervir la apartamos del fuego y la añadimos a la harina. Removemos bien para que no queden grumos, y echamos un poco de sal y un poco de nuez moscada. Y seguimos removiendo, mejor con una varilla. Cuando esté lista la retiramos del fuego y la dejamos reposar.

Para el relleno necesitaremos:
1 kilo de carne picada, 1 bandeja de champiñones, 1 bolsa de espinacas frescas, ajo, piñones, vino blanco y salmón ahumado.

Echamos en una sartén aceite de oliva, y en una cacerola aparte vamos cociendo las espinacas. En la sartén donde hemos puesto el aceite añadimos los champiñones y los rehogamos. Añadimos los piñones y los seguimos rehogando con los campiñones. Una vez cocinados añadimos la carne y sofreimos todo con un poco de sal y pimienta. Mientras rehogamos añadimos a la carne un poco de vino blanco y dejamos que reduzca un poco.

Ahora prepararemos las placas de la lasaña. En un recipiente para horno, untamos con aceite de oliva el recipiente y vamos poniendo las placas de la lasaña. Mientras cortamos el salmón ahumado en tiras y retiramos las espinacas. Añadimos a la carne el salmón y las espinacas y mezclamos todo.

Ahora ayudándonos con una lengua de repostería para ir extendiendo sobre la base de la lasaña la mezcla. Añadimos la primera capa y depués ponemos la bechamel, después ponemos otra capa de placas de lasaña y le añadimos de nuevo bechamel y por último añadimos un poco de queso rallado sin lactosa y lo metemos en el horno durante 30 minutos a 180 grados.

Vía: Orielo´s Kitchen

Recibe las mejores recetas para niños en tu email
No te pierdas nuestras nuevas recetas y recíbelas directamente en tu correo electrónico. ¡Suscríbete a Recetín!
Otras recetas interesantes

Un comentario

  1.   Diana Fernandez dijo

    A mí me encanta probar
    todo tipo de comidas y en especial me gusta mucho la comida italiana por su
    gran variedad, además siempre estoy buscando diferentes recetas que ayuden a
    hacer más variadas las comidas para poder enriquecerlas y experimentar; justo
    estaba buscando sobre recetas de lasaña bolognesa y me encontré con este
    artículo http://mipagina.1001consejos.com/profiles/blogs/deliciosa-lasa-a-bolognesa
    donde viene una receta muy fácil para
    preparar una deliciosa lasaña bolognesa y la verdad se ve bastante buena.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *