Pinchitos crujientes de morcilla, de tapeo

La morcilla es un embutido al que le podemos sacar mucho partido en la cocina. Os vamos a preparar una tapa exquisita y sencilla, original por su presentación y combinación de ingredientes, porque esta tapa también lleva huevo.

Ingredientes: 200 gr. de morcilla, 1 cebolla, 50 gr. de queso Brie, 2 láminas de pasta filo, 4 huevos de codorniz, aceite, sal

Preparación: En una sartén rehogamos la cebolla picada. Una vez tierna,le añadimos la morcilla desmenuzada, salteamos unos minutos y añadimos el queso brie para que se funda y quede una mezcla cremosa. Cogemos las láminas de pasta filo y las partimos por la mitad. Cada una la rellenamos en el centro con la crema de morcilla y plegamos el resto de la pasta sobre sí para formar los canutos. Los freímos por ambas caras en aceite caliente con cuidado de que no se nos rompan, ya que la pasta filo es delicada. Cuando los saquemos los escurrimos sobre papel de cocina. Mientras tanto, freímos los huevos en el mismo aceite. Presentamos los pinchos atravesados por un palo de brocheta, sobre pan y con los huevos encima.

Imagen: Yonomeaburro

Recibe las mejores recetas para niños en tu email
No te pierdas nuestras nuevas recetas y recíbelas directamente en tu correo electrónico. ¡Suscríbete a Recetín!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *