Pudin de mango, un postre de lo más ligero

Ingredientes

  • Para 4 personas
  • 2 sobres de gelatina neutra
  • 175 gr de azúcar
  • 250 ml de agua caliente
  • 750 ml mangos frescos hechos puré
  • 250 ml de nata líquida
  • 8 cubitos de hielo
  • Taquitos de mango para decorar
  • El zumo de un limón

De cara a Navidad, empezamos a buscar postres sencillos y que no empalaguen demasiado, porque después de una comida o de una cena copiosa, no hay nada peor que tener un postre que también lo sea. Por eso, en nuestra búsqueda activa de postres ligeros, hoy tenemos un pudin de mango delicioso que es perfecto como broche final de una velada. Se sirve muy frío y acompañado de unos trocitos de mango. ¡Delicioso!

Preparación

En un cazo pon la gelatina con el azúcar y el agua caliente, y mezcla todo hasta que se disuelva. En otro tazón, mezcla el puré de mango, la nata y los cubitos de hielo. Vierte la mezcla de gelatina en la mezcla de mango y remueve todo hasta que los cubitos de hielo se derritan.

Una vez los tenemos derretidos, vierte la mezcla en los moldes en los que vayas a servir el pudin, y deja que cuaje en el frigorífico durante al menos unas 3 horas.

Una vez pasado este tiempo, sirve los tazones de pudin de mango con un poco de zumo de limón exprimido sobre cada uno de ellos, y decora con unos taquitos de mango.
Una excelente fuente de vitamina A, vitamina C, fibra y vitamina E.

Recibe las mejores recetas para niños en tu email
No te pierdas nuestras nuevas recetas y recíbelas directamente en tu correo electrónico. ¡Suscríbete a Recetín!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *