Salmorejo de zanahoria, el que no lleva pan

Ingredientes

  • 350 gr. de zanahorias
  • 350 gr. de tomates maduros
  • 1 diente de ajo
  • 50 gr. de aceite de oliva
  • Vinagre de vino blanco
  • Sal

Lo he probado y este salmorejo es idéntico en textura al típico cordobés hecho con pan. Si prefieres rebajar la cantidad de hidratos de carbono y calorías del salmorejo, prueba a sustituir el pan por zanahorias hervidas. Eso sí, está un poco más dulzón que el clásico. Aportarás un mayor número de vitaminas a la receta y, ahora que es época de broncearse, prepararás mejor tu piel para tomar el sol.

Preparación

Raspamos la piel de las zanahorias y las cocemos en una olla hasta que estén en su punto, es decir tiernas pero enteritas. Las escurrimos y las dejamos enfriar.

Los tomates los escaldamos en agua hirviendo unos segundos para poder pelarlos mejor. Una vez retirada la piel, los despepitamos y los troceamos, conservando el jugo que sueltan.

Para evitar que el ajo se nos repita, es mejor eliminarle el tallo central.

En el vaso de la batidora, agregamos las zanahorias, el tomate y el resto de ingredientes y batimos hasta que quede un salmorejo cremoso.

Recibe las mejores recetas para niños en tu email
No te pierdas nuestras nuevas recetas y recíbelas directamente en tu correo electrónico. ¡Suscríbete a Recetín!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *