Sardinas rellenas, a la plancha o fritas son una delicia

Las sardinas, al ser un pescado azul, son una buena fuente de proteínas, minerales y ácidos grasos esenciales para el organismo. Comparado con el de otros pescados, su tamaño es pequeño, cosa que puede ayudar a que los niños las coman mejor. También es más fácil de despojarlas de espinas, por lo que es un pescado seguro y cómodo de dar a los niños.

En esta receta, sean rebozadas o asadas, las sardinas vienen divididas en sus dos lomos y rellenas de algunos productos que suelen gustar a los niños. Como los que cocináis a los niños soléis atender más a sus preferencias que a los ingredientes escritos de una receta, os vamos a dar algunas ideas para rellenar las sardinas.

Las podéis rellenar de patatas asadas, pimientos rojos y queso. También están muy ricas con jamón y queso blanco. Una receta más potente es rellenarlas de sobrasada y puré de patata, o de morcilla y queso brie.

Eso sí, tenemos que tener en cuenta que el tamaño de las sardinas no sea muy pequeño para poder abrirlas y manejarlas con facilidad sin que se deterioren, más aún si debemos rellenarlas. Si las vamos a freír, es mejor no meterles mucho relleno para que no se salga, y es preferible cocinarlas en la sartén para que no se muevan demasiado.

Imagen: Cocinaligera, Hogarútil

Recibe las mejores recetas para niños en tu email
No te pierdas nuestras nuevas recetas y recíbelas directamente en tu correo electrónico. ¡Suscríbete a Recetín!
Otras recetas interesantes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *