Tarta de queso con Oreo

Ingredientes

  • 58-60 de galletas Oreo
  • 75 gr de mantequilla sin sal, derretida
  • 2 tarrinas de queso crema tipo Philadelphia
  • 75 gr de azúcar
  • 250 ml ml de nata líquida para montar
  • Extracto de vainilla
  • Una pizca de sal
  • 3 huevos grandes

¡Tarta de Oreo! Cuando piensas en hacer una tarta, seguramente piensas en horas y horas en la cocina, pero esta tarta la podrás hacer en menos de 1 hora. Eso si, después es importante que la dejes en el frigorífico unas 3 horas para que se enfríe bien, y tomarla bien fría y compacta.

Si quieres preparar más recetas con Oreo, no te pierdas nuestro helado de Oreo, o nuestras trufitas especiales de Oreo.

Preparación

Pon a precalentar el horno a 180 grados, y forra un molde con papel de aluminio, dejando un excedente de papel a los lados para que después podamos desmoldar nuestra tarta sin ningún tipo de problema. Pinta con un poco de aceite de oliva el papel de aluminio para que no se te pegue.

Coge unas 28 galletas de Oreo y tritúralas en una batidora hasta dejarlas hechas polvo. Vierte las galletas trituradas en un bol, y añade la mantequilla derretida y remueve todo hasta que las galletas se empapen de la mantequilla.

Coloca la mezcla de galletas trituradas y la mantequilla en la bandeja de horno, como base de nuestra tarta. Aprieta bien la mezcla con los dedos para que quede bien firme.

Hornea la base de galleta durante 10 minutos en el horno a 180 grados, mientras preparamos el relleno.

Tritura 20 galletas de Oreo y una vez las tengas trituradas, en el vaso de la batidora, pon el queso crema y el azúcar y bate todo hasta que esté bien mezclado y uniforme. Añade la nata líquida, la vainilla y la pizca de sal. Vuelve a mezclar todo, y añade los huevos uno a uno y continúa batiendo.

Añade las galletas machacadas y remueve toda la mezcla. Ponla sobre la masa de las galletas Oreo y hornea durante 40 minutos a 180 grados. Una vez esté horneada, deja que se enfríe a temperatura ambiente durante una hora. Pasado este tiempo, cúbrela con papel de aluminio y métela en el frigorífico durante unas 3 horas hasta que esté bien fría.

¡Lista para disfrutarla! Ponle un poquito de sirope de fresa y verás qué buena está.

Recibe las mejores recetas para niños en tu email
No te pierdas nuestras nuevas recetas y recíbelas directamente en tu correo electrónico. ¡Suscríbete a Recetín!

Un comentario

  1.   Iera Lala dijo

    Hola! he hecho esta tarta este fin de semana y ha sido todo un éxito. A mis amigos les ha encantado. Pensé que quedaría cremoso pero me quedó un poco seco por dentro aunque no era nada pesado comerlo. Por fuera se quedó totalmente marrón. En la foto está blanco por fuera, igual es mejor cubrirlo antes de meterlo en el horno con papel de plata para que no se dore? Muchas gracias. Me encanta vuestra web, seguid así! Besos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *