Pollo General Tso, nanai de la China

Más allá de ser una receta originaria de China, este pollo es más bien invento setentero de los cocineros chinos emigrados a los Estados Unidos y Canadá. Gracias a su sabor especiado y agripicante y a la comodidad de comer el pollo tierno y sin huesos, este plato se ha hecho un hueco en el recetario contemporáneo internacional.

Ingredientes: 2 pechugas de pollo, 1 huevo, 7 cucharadas de salsa de soja, 60 gr. de harina, 1-5 guindillas o chiles frescos, 2 dientes de ajo, un poco de jengibre fresco rallado, 2 cucharadas de vinagre de arroz, 1 cucharada de azúcar, aceite para freír, sal

Preparación: Comenzamos marinando el pollo troceado en una mezcla hecha con el huevo batido, 3 cucharadas de salsa de soja, un poco de sal y la harina. Lo dejamos reposar 20 minutos. Después lo freímos en aceite caliente hasta que se dore ligeramente y el rebozado está firme.

En una sartén honda con el fondo lleno de aceite, salteamos primero las guindillas, un poco después los ajos picados y por último el jengibre rallado. A continuación agregamos el resto de la salsa de soja, el vinagre y el azúcar. Agregamos el pollo frito, rectificamos de sal y lo dejamos cocinar unos 10 minutos hasta que esté tierno. Podemos añadir un poquito de agua si queremos.

Imagen: Superhyperhumanbeings

Recibe las mejores recetas para niños en tu email
No te pierdas nuestras nuevas recetas y recíbelas directamente en tu correo electrónico. ¡Suscríbete a Recetín!
Otras recetas interesantes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *