Flores de piña y hojaldre

Hoy os traigo unas divertidas flores de piña con hojaldre que son sencillas de hacer y muy resultonas.

Últimamente me ha dado por cocinar con hojaldre. Me gusta porque te permite hacer un montón de cosas tanto dulces como saladas. De momento no le tengo el punto pillado para hacer en casa hojaldre sin gluten pero no preocupa porque en los supermercados ya venden láminas de hojaldre refrigerado apto para celíacos y dan muy buen resultado.

Podemos hacer nuestras flores de piña con fruta natural o en lata. Incluso con las piñas naturales que vienen ya limpias. Sólo tendremos que asegurarnos de que la que compremos esté dulce.

El resto de la preparación es muy sencilla pero, para que no os perdáis detalle, os explico la receta paso a paso.

Flores de piña y hojaldre
Crujientes, deliciosas y sencillas flores de piña y hojaldre.
Autor:
Tipo de receta: Postre
Raciones: 6
Tiempo de preparación: 
Tiempo de cocinado: 
Tiempo total: 
Ingredientes
  • 1 lámina de hojaldre refrigerado
  • 6 rodajas de piña de 1 cm de grosor
  • 6 cerezas confitadas
  • 1 yema
  • Azúcar moreno
Preparación
  1. Primero tenemos que de preparar todos los ingredientes y utensilios. Así nos evitaremos dar vueltas y más vueltas por la cocina buscando cosas.
  2. Precalentamos el horno a 200º. En este caso da igual que sea con ventilador o con sólo calor arriba y abajo.
  3. Después, estiramos la lámina de hojaldre con ayuda de un rodillo de cocina. Este paso sólo nos sirve para alisar un poco la superficie y quitar las dobleces que trae la lámina de estar enrollada, así que no hace falta que quede muy fina.
  4. Con ayuda de un cortador de galletas o de un vaso cortamos 6 redondeles del tamaño de las rodajas de piña. Mejor aún si son un poquito mayores.
  5. Con el resto de la masa de hojaldre cortamos 48 tiras de 1 cm de ancho por 6 de largo.
  6. Espolvoreamos un poco de azúcar moreno en cada círculo de masa.
  7. Con ayuda de un papel de cocina secamos ligeramente las rodajas de piña y colocaremos una en cada círculo.
  8. Colocamos 8 tiras encima de cada rodaja de piña, procurando que queden separadas.
  9. Pegamos los extremos de las tiras a la base de hojaldre dando ligeros golpecitos.
  10. Batimos la yema de huevo y con un pincel de cocina pintamos todas las tiras.
  11. Colocamos un cereza confitada en cada hueco de la piña. Así le daremos algo de color a nuestro postre y también nos ayudará a tapar los extremos de las tiras del centro que, como convergen todas juntas, se ve más feo.
  12. Ponemos las flores de piña en una bandeja cubierta de papel de hornear e introducimos en el horno precalentado. Las horneamos durante 20 o 25 minutos, hasta que el hojaldre haya tomado un bonito color dorado.
  13. Las podemos servir recién hechas o dejar que pasen unos minutos y que estén a temperatura ambiente. Deben consumirse rápido para que el hojaldre no pierda su textura.
  14. Quedan deliciosas recién hechas con helado de vainilla.
Información nutricional por ración
Calorías: 125

 

Recibe las mejores recetas para niños en tu email
No te pierdas nuestras nuevas recetas y recíbelas directamente en tu correo electrónico. ¡Suscríbete a Recetín!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Valora esta receta: