Tarta de tiramisú de verano

Ingredientes

  • Tiramisú para 6 personas
  • 2 claras de huevo
  • 4 yemas de huevo
  • 100 gr de azúcar
  • 400 gr de mascarpone
  • 400 gr de bizcochos de soletilla (200 gr para el tiramisú y otros 200 gr para decorar)
  • 150 ml de café
  • 250 gr de chocolate negro
  • Cacao en polvo para decorar por encima
  • Un lazo para decorar
  • Frutas del bosque para decorar

¿Tienes alguna fiesta veraniega con amigos? Pues esta es una receta que puede solucionarte la velada. Un gran postre que todos recordarán y que seguramente te pidan una y otra vez que prepares. Es una receta de tiramisú un poco especial, porque viene decorada como si fuera un regalo y acompañada de frutas del bosque como moras, frambuesas, bayas o fresas. ¡Un tiramisú de verano!

¿Quieres saber cómo lo hemos preparado?

Preparación

Empezamos preparando el café en la cafetera. Procura que sea fuerte y de calidad. Una vez lo tenemos listo, lo dejamos enfriar antes de utilizarlo.
En un recipiente monta las claras a punto de nieve con la ayuda de unas varillas y las dejamos reservadas. En otro recipiente batimos las yemas con el azúcar hasta que todo tenga una cosistencia espumosa, y le añadimos poco a poco el mascarpone sin dejar de batir. Cuando hemos incorporado el mascarpone, le añadimos las claras montadas y mezclamos bien todos los ingredientes.

Utilizamos un molde circular que luego podamos desmoldar en las paredes. Pintamos las paredes con un poco de mantequilla para que nos sea más fácil desmoldarlo, y ponemos en el fondo del molde una capa de bizcochos de soletillas empapadas con café, cubrimos después con una capa de la crema de mascarpone, que hemos preparado y le ponemos unas virutas de chocolate negro rallado. Así sucesivamente, hasta que terminamos con una capa de crema de mascarpone y espolvoreamos cacao por encima.

Cuando la tenemos lista, la dejamos en la nevera durante unas 3 horas para que tome consistencia, y pasado ese tiempo la volvemos a sacar. Desmoldamos las paredes del molde, y con cuidado vamos colocando los bizcochos de soletilla que teníamos reservados. Los ponemos uno a uno hasta rodear toda la tarta, y para sujetarlos bien, decoramos con un lazo para que los agarre perfectamente.

Para darle un toque a nuestro tiramisú, lo decoramos con frutas del bosque como bayas, moras, frambuesas y fresas y lo volvemos a meter en el frigorífico 4 horas más.
Está mucho más rico si lo hacemos de un día para otro, porque los sabores se apreciarán mucho más.

Recibe las mejores recetas para niños en tu email
No te pierdas nuestras nuevas recetas y recíbelas directamente en tu correo electrónico. ¡Suscríbete a Recetín!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *